domingo, 28 de septiembre de 2014

Lo que nunca debes decir a una reciente mamá

by Pilar Martinez on 25/09/2014 in Crianza
Desde el momento en que te quedas embarazada, es como si en la tripa se dibujara una diana. Todo el mundo tiene algo que decir y no se corta en decirlo sin parar a pensar si te hace daño o si te puedes sentir mal con ese comentario.

 Imagen gracias a http://www.freedigitalphotos.net/
Imagen gracias a http://www.freedigitalphotos.net/

Decía El Último de la Fila en una de sus canciones “Si lo que vas a decir no es más bello que el silencio, no lo vayas a decir” y es una frase muy sabia, pero la verdad es que muy poca gente le hace caso, sobre todo si hablamos de madres embarazas o recientes.

Después del parto se produce una revolución hormonal que unido al cansancio, al agobio, al miedo y a la inseguridad de estar haciéndolo bien, coloca a la madre en un estado de sensibilidad emocional que puede hacer que reciba las críticas como un ataque personal del cual no se puede defender.

Malos comentarios y críticas hacia las madres hay de todos los tipos y colores, para ofrecer un poco de luz al asunto se me ocurrió preguntar a las madres en Facebook. Les pedí que me contaran el comentario que más les dolió tras ser mamás y recibí muchísimos testimonios (mil gracias).


Según mi experiencia y los comentarios recogidos en Facebook, las críticas que más afectan suelen ir relacionados con estos temas:

No hables de su barriga ni de su peso

Es de muy mal gusto comentar cualquier cosa relacionada con el físico de una persona, pero si hablamos de una madre reciente es mucho peor.

Esa barriga ha gestado una vida y me parece una falta de respeto enorme fijarse en algo tan “mundano” como el físico cuando se acaba de producir un milagro.

Comentarios como: “menuda barriga tienes, parece que sigues embarazada!” o “menudas tetas que se te han puesto” son totalmente inapropiados e irrespetuosos y no se deben permitir.

Ejemplos reales:

Rocío Alberich: Al día siguiente de parir… Me dijeron: mira que barriga te ha quedado! Ponte sobretodo una faja!!!!

Alejandra VL: ¿Has parido ya? Pues si tienes barriga que parece que estas de 6 meses”. Tu puñetera madre bien, ¿verdad?, fue lo que me pasó por la cabeza

Taty Mabon: el jefazo al darme el alta: q cicatriz más guapa te dejaron pa pone bikini, bueno cuando adelgaces 10 o 15 kg…

Sole Gilabert: Con lo grande que tienes el pezón es imposible que mame esa boca tan pequeñita (que coste que fue no fue una mujer quien hizo ese comentario) desagradable total a las horas de haber parido. Y yo pensé, qué carajo haces observando mi pezón??? Anda y déjanos mamar tranquilos!!! Pero no lo dije.

Verónica Saseta: Qué barriga tienes todavía, no!?!?!?!?!

No critiques su parto

Mucha gente no es consciente pero un parto puede ser el momento más maravilloso de tu vida o el más traumático.

Podrás entenderlo o no, pero una madre tiene derecho a decidir cómo quiere parir y nadie debería opinar sobre ello (ni siquiera el personal sanitario).

Además, hay muchos prejuicios sobre el tipo de parto, porque incluso hay personas que piensan que una cesárea no es parir, por lo que todavía queda mucho trabajo de concienciación por delante.

Ejemplos reales:

Lourdes García: Nunca vas a poder tener un parto debido a tu baja estatura

Arya González: Que suerte, una cesárea! No te quejaras, que ni has parido ni nada!

Aranzazu Pomares: Sin epidural? Para que usar los avances de la medicina eh?

Eva Barasoain: Si tú no has parido! La cesárea no es parir!

Patricia Tablado: A mí también me han dicho lo de que la cesárea no es parir

Désirée Matas: Qué suerte, una cesárea. Así no has tenido dolores.

Veronika Fernández: Lo que más me dolió fue una mujer que me preguntó si fue por cesárea o parto normal, y cuando le dije que fue cesare me dijo “uyyy pues entonces no vas a saber nunca ya lo que es ser madre al completo, porque si no la pariste…” me dolió tanto…Todavía recuerdo la sensación de impotencia por no soltarle un corte delante de todo el mundo, y el llegar a casa el hincharme a llorar diciendo que entre la cesárea y que apenas se agarraba al pecho yo no estaba hecha para ser madre, que hasta las vecinas me lo recordaba… Ufff menuda depresión postparto la mía!!

Taty Mabon: q suerte has tenido, los q nacen por cesárea nacen más guapos. En mi segundo parto te van a hacer otra cesárea, ese bb se te muere, te vas a morir tu…etc…q dije, por mis ovarios morenos, yo paro a este bb en mi casa. Mi pequeña nació en casa por PVDC y después de eso, le hice un corte de manga al mundo y agradecí públicamente a todos aquellos q no habían creido en mi.

Gemmeta Txem: Yo entré en el hospital con mi plan de parto y mi pareja y yo súper concienciados que queríamos un parto natural, preparados los dos metal y físicamente… sorpresa cuando me dicen q la niña tiene taquicardia y la comadrona va y me suelta ” uiii querías parto natural? Pues será cesárea… tmb la quieres natural? (Risas) y yo cagada d miedo, sola xq mi pareja en ese momento no estaba y como no se m ocurrió nada q decir xq estaba en shock arranqué a llorar…. a todo esto ella ya m iba poniendo la vía sin decirme ni pio…. imaginaros q parto….

Rocío Cuellar: De mi primer parto “menos mal q se murió xq sino hubiésemos tenido q cargar con una tonta (era sindrome de down, de mi hermana mayor)

Miriam Lepe: Este es en el parto, me tienden en monitores y se me paran las contracciones, le digo que las tenía cada 5 minutos y se han parado y me contesta que la maquina no miente, menos mal que no era mi matrona y me trajo la silla de partos

María del Carmen Portillo: Y por algún lado tiene que salir!! Y no va a ser por la oreja. …(cuando le pregunto al dr. Con cara de terror x el peso del bb ).

No critiques su lactancia (sea cual sea)

Tanto si la madre decide dar el pecho como si quiere dar biberón seguro que va a recibir críticas y comentarios negativos. La alimentación del bebé  es uno de los temas favoritos a la hora de hacer comentarios negativos.

Los mitos, la inexperiencia, las malas experiencias pasadas y la necesidad de “decir algo” hacen que muchas madres reciban consejos muy negativos sobre su lactancia en un momento en el que lo que necesitan es apoyo y contención para que la lactancia se establezca correctamente.

Antes de criticar su lactancia recuerda que se trata de una mujer adulta que toma sus propias decisiones y que deben ser respetadas.

Este tema da para largo, así que si te apetece saber lo que no se debe decir nunca a una mamá que da el pecho puedes leer un artículo completo aquí.

Ejemplos reales:

Mari Luz Costa Blasco: Con lo delgada q eres no vas a poder alimentar a tu hijo, tu leche no vale

Meni de Gaia: a mí también me dijeron lo del pezón y que como había sido cesárea no tendría leche y le tendría que dar biberón. A dios gracias me había pasado el embarazo chapándome Un regalo para toda la vida, por cierto, tenía tanta leche que el bebé y yo amanecíamos empapados en ella!! (colechábamos en el hospital).

Désirée Matas: cuando a los 5 meses estaba dando biberón a mi hija, una tipa pasó por mi lado y le dijo a su amiga que pobre bebé, tener una madre como yo. Muy maja ella. A mí todavía me dolía mucho mi fracaso con la lactancia y casi me puse a llorar.

Rocío Cuellar: si no tienes leche o es de mala calidad tendrás q darle biberón (mi suegrita)

Miriam Lepe: cuando mi primer hijo tenía 17 días, estaba en una boda dándole la teta, toda tapada (todavía me daba un poco de pudor) Y me dicen que me podría poner en un sitio apartado, le digo que estoy bien y me contesta que puedo molestar al resto, urgggg me cogió de sorpresa y no contesté.

Vanesa Piñeiro: Primeras horas de vida de mi niña, yo agobiada porque no conseguía un buen agarre, la peque tenía riesgo de hipoglucemia y si no mamaba suficiente le tenía que dar bibe: “No empieces ya a obsesionarte con la teta”.

Mayte F. Lurbe: Dicho por una pediatra: “No tengas a la niña tanto rato a la teta que te está usando de chupete”. Otro pediatra:” ¿Dices que ya tienes leche?, no puede ser” acto seguido mi hija le echó una vomitona encima

No critiques su forma de criar ni intentes convencerla para que cambie

El estilo de crianza también es un imán para las opiniones no solicitadas, sobre todo si la madre decide “salir de la norma” y criar de forma consciente.

Lo cierto es que todos los estilos de crianza reciben críticas, pero al ser la crianza consciente mucho más minoritaria, recibe mucha más oposición en el entorno.

Aunque mucha gente piense que la crianza respetuosa es una moda pasajera, lo cierto es que las madres que escogemos este estilo de crianza, normalmente estamos muy bien informadas, tenemos mucha inquietud por aprender y no actuamos así por azar, sino tomando una decisión consciente.

En cualquier caso, al igual que en todos los temas anteriores, la madre es una mujer adulta que tiene el derecho y el deber de tomar sus propias decisiones, asumir sus responsabilidades e incluso sus errores.

Por suerte, las madres que escogen esa forma de criar, cada vez cuentan con más información veraz y consiguen apoyo (aunque sea virtualmente) para seguir adelante con su estilo de crianza.

Ejemplos reales:

Madres Cabreadas: La farmacéutica: “toma este librito de Estivill para enseñar al bebé a dormir”

Estefanía Martínez: Yo en un momento de ternura total con mi bebé en brazos, diciéndole cositas como cuando estaba en la barriga y “alguien” dijo: cuánta tontería!

Leticia Jiménez: de una enfermera monstruosa que no me quería dar a Ángela en la sala de recuperación “dejela, dejela que llore, que aprenda que a esta vida se viene a sufrir” o.0

Alejandra Fantoval: El médico debe autorizar a que duerma con su bebé.

Lorena García: A mí me dijeron k mi hija tenía una gran enfermedad, la enfermedad de los brazos. Y yo le dije k encantada k tuviera esa enfermedad, coge y me suelta k si porque soy joven .

Nunca critiques al bebé

Mi madre siempre dice que hay gente que necesita un hervor y estoy totalmente de acuerdo. Cuando pregunté en facebook sobre los comentarios que más dolieron tras ser madre nunca pensé que leería algo como esto.

Ejemplos reales:

Clara hasta el infinito: La tontería más grande fue, teniendo mi bebé horas, y con la ropita del hospital: “¿Cómo no le pones uno de los pijamas de ella? ¿Es que no has traído? Es que ya que nació fea le podías poner algo bonito, ¿no?” No me dio tiempo a contestar. Mi madre le dijo:” ¿Tú qué eres gilipollas?” XD

La madre de una amiga mía: pero si este bebé es muy guapo! ¿Qué se parece a su papá?

Visita al bebé usando el sentido común

El sentido común a veces es el menos común de los sentidos, al menos en cuanto a las visitas del bebé se refiere. Visitas que se alargan durante horas, gente que pide que le atiendas antes que al bebé, personas que creen que el bebé es un muñeco y lo pasan de mano en mano… ¡tremendo!

Hay que pensar antes de visitar a un bebé recién nacido y entender que las primeras semanas son complicadas para la familia, por lo que atender a las visitas no es prioritario.

Ejemplos reales:

Trentaonze López: El mismo día del alta y tan solo llegar a casa… dame que te aguante a la niña mientras tu preparas la cena… grrrrrr… y l conste k obvio no fue mi marido jjj

Gemmeta Txem: estar en casa rota de dolor y aguantando las visitas sin poder moverte del sofá, dando el pecho con dolor xq la niña no se enganchaba bien y q t pidan un café….

¡Y todos estos testimonios los recibí en sólo unos días!

Está claro que los comentarios negativos pueden afectar muchísimo e incluso modificar nuestro estilo de crianza.

Ejemplo real: Carlota González: Que depresión….no quiero leer mas….ni recordar ni revivir….

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...